La motivación, el corazón de la superación personal

El dolor puede ser a veces la razón por la que las personas cambian. El hecho de que nos suspendan las notas nos hace darnos cuenta de que tenemos que estudiar. Las deudas nos recuerdan nuestra incapacidad para buscar una fuente de ingresos. Ser humillado nos da el “empujón” para hablar y luchar por nosotros mismos para salvar nuestra cara de las próximas vergüenzas. Puede ser una experiencia amarga, la historia trágica de un amigo, una gran película o un libro inspirador lo que nos ayude a levantarnos y a obtener la motivación justa que necesitamos para mejorar.

Con las innumerables negatividades que trae el mundo, ¿cómo podemos mantenernos motivados? Prueba con los consejos que he preparado de la A a la Z…

A – Alcanza tus sueños. Evita las personas, las cosas y los lugares negativos. Eleanor Roosevelt dijo una vez: “el futuro pertenece a los que creen en la belleza de sus sueños”.

B – Cree en ti mismo y en lo que puedes hacer.

C – Considera las cosas desde todos los ángulos y aspectos. La motivación proviene de la determinación. Para poder entender la vida, debes sentir el sol desde ambos lados.

D – No te rindas y no abandones. Thomas Edison fracasó una, dos y más de tres veces antes de dar con su invento y perfeccionar la bombilla incandescente. Haz que la motivación sea tu volante.

E – Disfruta. Trabaja como si no necesitaras dinero. Baila como si nadie te viera. Ama como si nunca hubieras llorado. Aprende como si fueras a vivir para siempre. La motivación tiene lugar cuando las personas son felices.

F – La familia y los amigos son los mayores tesoros de la vida. No los pierdas de vista.

G – Da más de lo que es suficiente. ¿Dónde se produce la motivación y la superación personal en el trabajo? ¿En casa? ¿En la escuela? Cuando te esfuerzas más en hacer las cosas.

H – Aférrate a tus sueños. Puede que cuelguen por un momento, pero esas estrellitas serán tu fuerza motriz.

I – Ignora a los que intentan destruirte. No dejes que otras personas saquen lo mejor de ti. Aléjate de la gente tóxica, del tipo de amigos que odian oír hablar de tu éxito.

J – Sé tú mismo. La clave del éxito es ser tú mismo. Y la clave del fracaso es intentar complacer a todo el mundo.

K – Sigue intentándolo por muy dura que parezca la vida. Cuando una persona está motivada, al final ve que la vida dura se despeja, allanando el camino hacia la superación personal.

L – Aprende a amarte a ti mismo. ¿No es fácil?

M – Haz que las cosas sucedan. La motivación es cuando tus sueños se ponen en ropa de trabajo.

N – Nunca mientas, engañes o robes. Juega siempre limpio.

O – Abre los ojos. La gente debe aprender la actitud y el sentido del caballo. Ven las cosas de dos maneras: cómo quieren que sean las cosas y cómo deberían ser.

P – La práctica hace la perfección. La práctica tiene que ver con la motivación. Nos permite aprender el repertorio y las formas de recuperarnos de nuestros errores.

P – Los que abandonan nunca ganan. Y los ganadores nunca abandonan. Así pues, elige tu destino: ¿vas a ser un desertor? ¿O un ganador?

R – Prepárate. La motivación también tiene que ver con la preparación. Tenemos que escuchar la vocecita interior que nos dice que nos pongamos en marcha antes de que los demás se pongan en marcha y traten de empujarnos. Recuerda que no llovía cuando Noé construyó el arca.

S – Deja de procrastinar.

T – Toma el control de tu vida. La disciplina o el autocontrol son sinónimos de motivación. Ambos son factores clave para la superación personal.

U – Comprender a los demás. Si sabes muy bien cómo hablar, también debes aprender a escuchar. Anhela comprender primero, y ser comprendido después.

V – Visualízalo. La motivación sin visión es como un barco en tierra firme.

W – Deséalo más que nada. Soñar significa creer. Y creer es algo que nace de las raíces de la motivación y la superación personal.

X – El factor X es lo que te hará diferente de los demás. Cuando estás motivado, tiendes a poner “extras” en tu vida como tiempo extra para la familia, ayuda extra en el trabajo, cuidado extra para los amigos, etc.

Y – Eres único. Nadie en este mundo se ve, actúa o habla como tú. Valora tu vida y tu existencia, porque sólo la vas a pasar una vez.

Z – ¡Concéntrate en tus sueños y ve a por ellos!

Deja un comentario